""
Bienvenido al blog de Celia Seguí
RSS

domingo, 12 de febrero de 2017

Lo normal es ser bohemio


A—Tú eres una bohemia.
B—Yo no soy bohemia.
A—Sí lo eres. Lo has sido siempre.
B—¿Por qué dices eso?
A—Siempre vives  la vida a tu manera. Tienes que sentar la cabeza.
B—Si lo hago me suicidaré.

25 años después:

C-Es que tú eres muy bohemia.
B-Bueno, igual me llaman pija que bohemia sin ser ninguna de las dos cosas.
C- Sí lo eres. Eres una bohemia. Vives de una forma muy arriesgada.
B-¿Qué es vivir si no?
C- Creo que “A” está hasta los huevos. Son muchos años haciendo lo mismo, creo que está saturado.
B- ¿Lo ves? Y tú me llamas bohemia cuando en realidad lo mío sería lo normal.
C-Lo tuyo es muy arriesgado.
B-Lo de todos es muy arriesgado solo que algunos lo asumimos y  otros no.
C-Bueno, yo me monté un negocio y estuvo a punto de irme muy mal, me hubiera podido hundir. Pero al final todo ha salido bien.
B-Ha salido bien el negocio pero ¿y tu vida? ¿Cómo sabes cómo hubiera devenido todo de ser de otra manera? A veces lo que parecen tragedias son bendiciones y al contrario. La verdad es que no sabemos nada de nada.
C-Bueno, pero ahora me siento seguro.
B- Es lo que yo nunca he asumido la seguridad. La naturaleza del ser humano es nómada, en realidad todos vais  contra natura e intentáis sentarnos la cabeza a los que vivimos según sentimos. ¿Estáis locos?
C-Tú has sufrido mucho, demasiado.
B- Cierto, pero de haber sido de otro modo me hubiera suicidado. No concibo una vida entera, treinta, cuarenta, cincuenta años con el mismo trabajo, en el mismo sitio, la misma gente,  todo siempre igual, me horroriza la idea…
C-Visto así tienes razón.
B-No sé cómo lo aguantáis.
C-Es lo normal.
B-No lo es. Es un lavado de cerebro.
C-Quizá tengas razón.
B-En cuanto veis que algo se rompe intentáis enmendarlo en lugar de dejar que se derrumbe y construir algo nuevo.
C-Sí, es más cómodo así.
B-¿Cómo puede alguien en su sano juicio vivir según las convenciones sociales? Es de locos.
C-Es lo normal.
B- No puedo con lo “normal”. “Virgencita que me quede como estoy”; “prefiero malo conocido que bueno por conocer”, como me dijiste el otro día.
C-Es que yo soy feliz así.
B-Genial, pero a mí no me basta. Me moriría.
C-Lo sé. (Sonríe).
B-Me alegro de que finalmente aun no entendiéndonos nos respetemos. (Sonrío).

41 comentarios:

chema dijo...

me siento muy identificado con la chica que es interrogada en estos diálogos, que bien puedes ser tú, o cuanto menos tendrá algo de ti.
a mí también es posible que, según en qué círculos, me llamen pijo o bohemio. estoy en tierra de nadie y soy difícil de etiquetar.
besos, cecilia, y me alegra leerte de nuevo!!

Milena dijo...

Yo huyo de las etiquetas... bohemio, pijo, normal... Normal no sé si alguien lo es... cada o uno es cada uno... hay vidas que pudieran parecer más normales que otras... pero también tendrán sus complicaciones... Y sí, lo importante es el respeto.

Besos

Marigem Saldelapuro dijo...

Ayyyyy qué bien volver a leerte. Yo no sé que soy, pero odio la rutina y lo mismo de siempre. Sí que llevo años en el mismo sitio porque tengo a mi familia y con hijos no es fácil marchar, pero en lo demás intento ser todo lo imprevisible que puedo, y eso no significa ser loca o irresponsable, que aveces hay que trabajar que no veas para suplir la estabilidad que da un trabajo fijo de años, pero no quiero siempre lo mismo y romper la rutina es lo más. Adoro a los bohemios.
Besos y me alegra infinito volver a leerte.

TORO SALVAJE dijo...

D: A, B y C estáis suspendidos y castigados cara a la pared y os tenéis que volver a presentar en septiembre.

No hay fórmula mágica para la vida.
Cada persona es un mundo, y además un mundo en el que interactúan mil situaciones diferentes. No hay regla general aplicable a todos. Sentimos de forma distinta y tenemos infancias distintas, experiencias distintas, cerebros distintos, sensibilidades distintas...

Muy mal los tres, bueno, a la B quizá la apruebe si viene a verme a la sala de profesores, jaajjajajaja

Besos.

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

Las puñeteras etiquetas y que sin embargo son inevitables, como si los seres humanos perteneciéramos al mayor catálogo de la biblioteca del mundo. Buena semana!!!

Conxita Casamitjana dijo...

Qué bueno leerte Celia, veo que has modificado el título del blog, sea lo que sea espero que muy bueno para ti.
Estoy con Toro, que cada cual viva su vida como quiera, sin etiquetas, sin tener que justificarse, libremente y sin hacer daño a otros todo es aceptable.
Un beso

Macondo dijo...

Hay personas a las que les estresan los cambios y otras a las que les agobia estar siempre en lo mismo. Todo es respetable. La vida es una constante búsqueda de la felicidad, aunque haya quien no se atreva a subir un escalón por miedo a perder pie y quedar peor que estaba.
Me alegra saber de ti.
Muchos besos, Celia.

lavelablanca dijo...

Saludos, Celia. ¡Cuánto bueno por aquí!

Creo que no hay reglas, ni para la gente asentada ni para la bohemia. Las dos opciones son vitales. Y puede que tengamos ambas a lo largo de la existencia.

Besos.
Ignacio

Celia Segui dijo...

Jajaja, vale , vale no os pongáis de los nervios, ya sé que no hay reglas. Yo también respeto a quien vive una vida estructurada pero no entiendo que no se aburran porque no es mi naturaleza.
Bueno, yo también me alegro de veros.
Gracias por vuestra visita y comentarios.
Muchos besos.

Ambar dijo...

! Que alegría volver a leerte !. Yo no me decanto ni por A, ni por B, ni por C, tengo un lema en la vida " vivir y dejar vivir" no me gusta que me juzguen y no juzgo. Cada uno debe saber qué le hace feliz y luchar por conseguirlo y además las cosas que nos hacen felices varían y dependen mucho de la etapa cronologica en la que nos encontremos.
Un montón de besos

Elvis dijo...

Tienes toda la razón. Las normas sociales que se han impuesto nos obligan a ir contra nuestra naturaleza en prácticamente todos los sentidos. Pocos son quienes se guían por su naturaleza y, normalmente, suelen ser más felices...
Besos.

Rosana Marti dijo...

La mejor manera de vivir la vida, es ser feliz contigo misma. No hay ninguna formula para ser esto o lo otro, hay que ser genuinamente una misma. Besos Celia me alegro de tu vuelta preciosa, pasa una linda semana.

Piruli dijo...

Sabía reflexión.
Muchas veces queremos imponer lo normal como lo mejor pero no porque más gente lo haga será mejor ¿no?
Me alegro de que vuelvas. Espero que te vaya todo bien.
Besos

Alfred dijo...

Hola!
Me alegra que sigas en activo en esto de los blogs.
Cada cual tiene que encontrar como se siente a gusto en eso de vivir de una u otra forma, lo cual no es fácil ;)
Besos.

maria francisca belmonte mondejar dijo...

Hola preciosa, que alegría volver a tenerte Celia, y ya veo que sigues con tus diálogos, yo tengo un poco de cada, me encantaría ser bohemia, pero tengo familia y son para mí como un imán, me siento bien sin tantos cambios, aunque a veces este mal , me falte el aire y me gustaría correr, escapar, pero siempre volvel.
Un besazo guapa y nos seguimos viendo!!!

Chaly Vera dijo...

Vivir y dejar vivir

Besos

nuan dijo...

"A veces lo que parece tragedias son bendiciones"...mi abuela siempre dice "cuando todas las puertas se cierran se abre una ventana". Lo importante es mirar la vida con optimismo, la misma historia cambia mucho según el narrador...de nosotros depende que nuestra historia sea una historia feliz.

Amapola Azzul dijo...

Lo importante es respetarse.
Besos.

Mi Álter Ego dijo...

Lo importante es que cada cual sea feliz con la vida que elige. No hay que criticar ni al que es más "cabeza loca" que uno ni al que es más conformista. La vida hay que vivirla como mejor nos venga.
Un gustazo leerte.

Besotes!!!

El collar de Hampstead dijo...

Eyyy wellcome!

Ufff lo normal...cada uno tiene un rasero y unas circunstancias con que medirlo...
Cierto que hay mucho aburrimiento y poca aventura.

Un besazo,Artista!
: )

Stinfalus Avechuchus dijo...

El otro día hablaba de eso con mi mamá, le digo que a mi me aburren las cosas que se llevan haciendo por mucho tiempo y me decía que no es normal, yo también creo que no es normal pero todos nos quieren hacer creer eso para poder controlarnos... ah el maldito sistema!!

Saludos!!!!

Stinfalus Avechuchus dijo...

ah caray... quedó raro el comentario, yo me refería a que no es normal que digan que es normal hacer lo mismo por toda la vida, tal vez lo normal es aburrirse de las cosas, querer darle variedad a las cosas, pero quien sabe... saludos!!!

Blanca Lafarga dijo...

Me alegra ver que vuelves y nos haces discurrir.
Feliz lunes, un beso.

unjubilado dijo...

Re-bienvenida, solamente una pregunta, ¿como se les llama a los bohemios en Bohemia (región de la República Checa)?
Besos

lopillas dijo...

Todo depende de como te lo montes. Veo que cortaste por lo sano "Crónica de una española" y punto jajja
Me alegra leerte

Ilduara dijo...

Me alegro de leerte de nuevo.

La vida nos marca y los tatuajes dependen de las circunstancias, con ellos varían las etiquetas, si de etiquetar se trata, que no es mi estilo.

Carmela dijo...

Qué alegría verte por aquí Celia, me alegra muchísimo.
Lo bueno es como dices al final, respetarse. Ahí radica el poder convivir. Yo soy de las tuyas jajajaja
Un beso enorme enorme enorme.

Piruja dijo...

Hola Celia, no me gusta etiquetar a nadie, cada uno vive la vida como mejor puede o mejor dicho como le dejen, lo que mas importa es respetarse y que cada uno haga lo que crea conveniente con su vida, personalmente soy de las "comodonas", no me gustan mucho los cambios, pero si hay que hacerlos se hacen:)
Me alegro leerte de nuevo y que sigas entre nosotros:)

Besos.

Enrique Tarragó Freixes dijo...

Ay, Celia, siendo el día que es, (lo cual seguro tienen que ver), me acabo de enamorar perdidamente de B ... a mi me hubiera gustado ser B, me hubiera gustado sufrir como B, innovar como B, sentir como B ... en realidad, vaya, yo siempre he sido como B, quizás por eso me he enamorado de B.
Un abrazo muy grande, Celia.

desdelaterraza-viajaralahistoria dijo...

Un espíritu libre es lo que es B. Y ser eso no es fácil.
Abrazos.

Rosa dijo...

Que cada uno viva como crea.
Las etiquetas no sirven.

Me alegro mucho de verte, Celia.
Un beso.

Inma_Luna dijo...

No sabía que habías vuelto.
Ya sabes por que ando perdida...
Besitos

Tania (Sevilla desde La Giralda) dijo...

Buenos días Celia,

lo importante es respetar a los demás, y por supuesto respetarse a uno mismo.

No me gustan las etiquetas suelen ser fatales.

Me alegro de leerte de nuevo.

Un abrazo.

Holden dijo...

¿Bohemia? Lo cierto es que no es una característica que te haya dado en mi imaginación, pero bueno. Hablando del tema, espero que te vaya bien por mucho que los negocios a vecen no salgan como uno espere. ¿Finalmente has vuelto a España?

X dijo...


Cada un@ es él/la y sus circunstancias.
Mejor sin etiquetas.
Aunque 'B' tiene gran parte de razón en cosas que dice, pero no es fácil... nada fácil.
Bueno, como se suele decir... 'nadie dijo que fuera fácil'... la vida no lo suele ser.

Rebienvenida!!!

Un beso y un cálido abrazo!!

:)

María Perlada dijo...

Cada uno que sea feliz con su manera de ser y vivir.

Me alegra mucho vuelvas a estar activa en el blog, Celia.

Un besazo.

Manuel dijo...

Creo que hay mucho de ti detrás de estas letras. Tu misma.
Y al resto que vivan y dejen vivir.
Un beso, amiga.

Lua Seomun dijo...

Que manía tiene la gente de juzgar a todo el mundo si quieren vivir de manera diferente. Yo creo que les da rabia la gente que es libre y no siente ataduras, mientras ellos siempre se mueven de compromiso en compromiso.

A mi suegra por ejemplo le enfada muchísimo, que yo me escaqueé de algunos compromisos familiares "a veces hay que hacer cosas que uno no quiere hacer", le encanta decirme, pero yo sigo en mis trece.

He pasado toda mi infancia y adolescencia, teniendo miedo y no pudiendo hacer lo que sentía, ahora que soy adulta... me muevo como siento. A veces esto me cuesta alguna llorera, por que me gustaría que se me aceptara y se me quisiera así... y a veces solo encuentro rechazo. Pero necesito mi libertad, aunque tenga pareja estable, aunque tenga trabajo, etc.

Te comprendo tanto Celia y me encanta que seas así, libre, le pongan la etiqueta que le pongan.

Besos :)

Carmen Martinez dijo...

En definitiva, de eso se trata
De respeto.
Un abrazo

palomamzs dijo...

Pero si no había visto esta entrada...
Me parece muy bien la vida bohemia y lo contrario, si es por propia elección
El famoso, "vive y deja vivir"
Besos, española por el mundo.

MI PADRE ES GUAPO Y MI MADRE ES LISTA - Blog para Padres Inquietos dijo...

Pero qué sorpresa tan agradable volver a reencontrarte Celia, aunque realmente nunca te has ido.
Yo creo que si todos estuviéramos menos aferrados a los lugares y las cosas nos iría mejor. Necesitamos vivir diferentes vidas y modos de vida para apreciar lo positivo de los cambios y crecer. Cambiar nos fortalece y nos hace ser más creativos. No soy bohemia pero sí un poco herrante y eso me encanta. Siempre que viajo me doy cuenta de lo mucho que aprendo, no sólo de otras gentes, sino de mí misma. Es increíble!

Publicar un comentario