""
Bienvenido al blog de Celia Seguí
RSS

miércoles, 26 de octubre de 2016

Los extraños visitantes ( Fenómeno Paranormal)




Semiconsciente, sudorosa y con la pierna amputada mi abuela vivía sus últimos agónicos momentos en la cama del hospital. A su lado, mi madre, llorando, alzó la cara y rogó a los hermanos ya fallecidos de su madre que vinieran por ella y  la libraran de tamaño tormento. Al poco la venció el sueño. Una breve cabezada y al abrir los ojos mi abuela se había ido. Eran las cuatro de la madrugada.

A las cuatro de la madrugada mis dos hermanos dormían en un séptimo piso a cuatro manzanas del hospital. Los despertó el timbre del portero automático. Pensando que mi madre venía a comunicarles el fallecimiento de mi abuela corrieron los dos a la puerta.

—¿Quién es?
—Somos los de Játiva. Hemos venido a ver a la abuelita. ¿En qué habitación está? —preguntó una voz de mujer.
—En las 201.
—Gracias.

Los de Játiva, ciudad natal de mi abuela, no aparecieron por el hospital. De hecho, la muerte de mi abuela fue comunicada al resto de la familia sobre las seis de la mañana. Al día siguiente en el entierro se le preguntó a toda la familia que había venido de Játiva si alguien había acudido a nuestra casa a las cuatro de la madrugada.  «¿Cómo? Si no sabíamos nada, ¿a santo de qué íbamos a venir a esas horas?»

Nunca supimos quién llamó buscando a mi abuela exactamente a la hora de su muerte.

(Esta historia es real, la  recordamos en este último viaje que he hecho a Valencia. Yo soy agnóstica, pero para quien no lo haya leído y le interese, aquí dejo el enlace de un fenómeno horroroso que me pasó a mí personalmente (pinchar enlace): LAS TRES NOCHES DE TERROR QUE CAMBIARON MI VIDA)

45 comentarios:

El collar de Hampstead dijo...

:O
Qué mieditooooooo!
Sería la Muerte?
Aggggff

Besos y bienvenida,guapetona!
; )

palomamzs dijo...

Qué miedo "los de Játiva". Puede ser una manera nueva de llamar a la muerte.
Un beso grande, Celia. Me alegro de leerte otra vez.

Mi Álter Ego dijo...

Uffff, pelos como escarpias... Besotes!!!

unjubilado dijo...

No se que tal te trataron por tu terruño natal, pero observo que vuelves con historias que me cuestan asimilar. Los fenómenos paranormales, he vuelto a leerme las tres noches de terror, como científico que me considero, las admito, pero no veo una explicación lógica de ellos. ¡Ojo! no quiero que pienses que no te creo, simplemente no logro comprenderlos.
Bienvenida, un beso.

Alfred dijo...

Bueno! Parece ser que sus hermanos vinieron a buscarla. No?
Un besote! Me alegro un montón de verte de nuevo escribiendo. Bienvenida! :)

Celia Segui dijo...

Pues de eso se trata, jubi, de que son incomprensibles.Yo no sé lo que era,solo digo lo que pasó.
Besos a todos y gracias.

Marigem Saldelapuro dijo...

Uffff, qué miedo, te suceden muchas cosas raras, me da pánico. Yo te creo totalmente, y si fuera tú estaría muy asustada.
Un beso enorme y pobre tu abuela, sufriendo tanto, eso sí que es inhumano.

Ambar dijo...

Me he leído tus tres noches de terror de un tirón. nadie creemos en esos fenómenos paranormales pero como dicen en Galicia " haberlos haylos". Seguramente todos tienen una explicación, lo que da miedo es no encontrarla.
Besos

TORO SALVAJE dijo...

Está claro.
Tú eres tu abuela.

Besos clarividentes.

lopillas dijo...

Yo siempre digo que muchas casualidades terminan haciendo juntas un hecho real, pero como tengo tantos pajaritos en la cabeza se ríen. En fin. Tremendas historias mi niña. Qué habrá por ahí que ni imaginamos!
Espero que hayas recargado pilas. Besitos!

Stinfalus Avechuchus dijo...

Yo creo que como tu mamá le pidió a los familiares fallecidos que la libraran del sufrimiento la vinieron a buscar pero como no sabían donde era fueron a preguntar a tus hermanos.

Así pasa, luego esas cosas no tienen explicación pero suceden.

Saludos!!

chema dijo...

qué extraño, o mintieron descaradamente o es un suceso sin explicación racional.
a mí no hay nada que me rompa más por dentro que ver a una persona con un miembro amputado. :(
voy a leer despacio la entrada que has enlazado.
besos, guapa!

Stinfalus Avechuchus dijo...

Me acabo de leer la historia de las tres noches más aterradoras, que valor en serio.

Saludos!

Celia Segui dijo...

Si, bueno, la otra historia sí fue terrorífica. Yo no sé qué era, solo que lo pasé fatal.
Besos a todos.

MATT dijo...

He leído las tres historias de terror y me he cagao viva. Muy bien lo levasteis...
Lo de tu abuela también fuerte.
Un beso

Ilduara dijo...

No se puede explicar, pero la verdad es que del susto no te libra nadie.

RECOMENZAR dijo...

sos genial con tus textos
tus palabras y cuando dejas huellas comentando mi querida

Mirella S. dijo...

¡Regresaste con los fantasmas en la cartera! Leí las tres noches también y si me hubiese ocurrido me tienen que internar.
Soy escéptica, pero nunca se sabe...
Besos, Celia, contenta de volver a leerte.

Macondo dijo...

Acojonante.
Besos.

Juli Gan dijo...

¡Qué curioso hecho! A mí me llamó mi hermano a las tres de la mañana para decirme que mi padre había muerto en el hospital. Menos mal que ese día se quedó él, que es enfermero de esa casa y pudo ir al servicio a pedir un fonendoscopio para cerciorarse. Pero nadie de llamó al portero automático. Ah, y aventamos sus cenizas mientras uno de sus hermanos curas decía un responso. Tarde, papa Paco, jaaaaajaja.

María Perlada dijo...

Se me pusieron los pelos de punta buf.

Un beso.

lavelablanca dijo...

La verdad que hay que dejar las cosas según nos las cuentas. Ocurre que al no habernos sucedido en primera persona no le damos importancia. Aunque puede ser que cualquier día nos vengan sus imágenes en una noche tormentosa.

Besos, Celia.

Rafa Hernández dijo...

He leído todos los enlaces que has puesto, y la verdad da que pensar, algo de "yuyu", desde luego, si que da y con las cosas que te han pasado, para vivir sola, por supuesto que no. Muchas veces nos cuentan cosas que uno no se las cree, pero amigo cuando le toca a uno mismo el asunto ya cambia. Todo lo que narras sería digno de estudio por parte de Iker Jiménez. Yo también soy algo incrédulo sobre estos hechos paranormales fantasmagóricos y demás, pero algo hay, no cabe duda. Espero que ya no te ocurran más porque agradables no lo son. Ya no tiene nada que ver, esto tuyo con lo que a mí, me ocurrió, pero lo cuento como mera anécdota. Yo hace unos años me encontré en el puesto de trabajo, a un compañero muerto, y si te pilla totalmente sólo como a mi me paso, nos veas que mal rollo. Te ves tan impotente, que no sabes que hacer. Los nervios te destrozan.

Besos Celia, y gracias.

Piruli dijo...

Al leerlo me he acordado de esas tres entradas.
Menudo susto. Si hubiese sido uno sólo podríais pensar que lo soñó pero si fue más de uno...
Besos

Jane Jubilada dijo...

¡Qué miedo, Celia! Si alguna vez paso por Játiva, me acordaré de ellos (o mejor, no pasaré por Játiva en la vida).
Me alegro de que estés por aquí otra vez. Un beso.

Opiniones incorrectas dijo...

Que fuerte...

Un hermano de mi abuela residente en RD, la única vez que volvió a España aseguró que estando en la habitación se le había aparecido su padre y había hablado con él. Y era un hombre súper serio y cabal...

Besos

Conxita Casamitjana dijo...

Hay tantas cosas que no tienen explicación y pasan, creemos que lo controlamos todo, pero ¿lo controlamos?
Recuerdo las tres noches de terror, fue de mis primeras lecturas en tu blog y me quedé aterrorizada.
Espero que hayas tenido una buena estancia en España.
Besos guapa

Enrique Tarragó Freixes dijo...

me dan vértigo, siempre, estos relatos, amiga Celia. A mi me hubiera dejado muy preocupado.
Un abrazo y suerte en tu viaje a "la terra"

Carmen Silza dijo...

Estas vivencias me dan yuyu, por si son reales, claro, me quedaré din visitar Jávita, por si acaso.
Hay asuntos que no se les encuentra explicación y me dan mal faire, a pesar de ser incrédula.
De todas formas es un placer visitarte, pero cuando nos cuentas otras cosas, jejeje.
Besos Celia.

Blanca Lafarga dijo...

Me alegra volver a pasar y volver a sonreír.
Feliz día.

Carmela dijo...

Me alegra leerte de nuevo. Hay cosas que no podemos explicarnos, verdad?. Me leí, tus enlaces :))

Un besazo.

Rosa dijo...

Me alegro mucho de verte.
Son hechos inexplicables, pero te creo, también sé de algunos.
Y los enlaces, igual, ¡uf!

¡Un beso!

Marina-Emer dijo...

Muchas gracias por tu visita ...también yo te saludo ...un abrazo

desdelaterraza-viajaralahistoria dijo...

Precisamente al leerlo recordaba la experiencia que ya nos contó con sus compañeros en Madrid, y que al final de la entrada muestra el enlace. Parece usted proclive a situaciones... inquietantes.
Un saludo.

Hola, me llamo Julio David dijo...

Es cierto, no deja de ser extraño. Pero, al mismo tiempo, puede que todo se trate de una simple coincidencia. Sin embargo, ¿quién va a la casa de alguien a las cuatro de la madrugada para buscar a una persona? A no ser que se trate de una fiesta o la policía. En fin, es raro. No sé si paranormal, pero raro.

Más saludos!

Jo dijo...

La muerte es extraña impredecible, no es tan ajena y acá en México hasta reímos con ella.
Te mandó un abrazo y yo de que hay cosas que nos suceden a veces inverosímiles o jocosas, extrañas o inesperadas y sabes porque? ;) por que se tiene algo especial, quizá desde una misión o ser alguien que viene a enseñar :)

Celia abrazos!

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

Muy tomate, Celia!!!! ah que gusto que ya estés aqui. Buen finde

Rosana Marti dijo...

Celia hay cosas inexplicables pero ocurren por algo de seguro. Cuando un ser querido se va, ocurre algo que no se explica.

Besos guapa!!

Marcos dijo...

Soy bastante esceptico, pero en verdad es que me impresiona demasiado. Tengo alguna esperiencia propia, y no me gusta ni comentarlo.

censurasigloXXI dijo...

Bueno, pues siendo otra escéptica en alto grado, no puedo dejar de pensar que algunas extrañas circunstancias he vivido, pero no son extrañas, simplemente son inexplicables al atrofiado cerebro humano.

Un abrazo y te dejo un cafelito por si quieres pasearte por mi casa.

Marina-Emer dijo...

UF ...ME VOY A LA CAMA TEMBLANDO...GRACIAS POR TU COMENTARIO UN PLACER VERTE POR MI CASA ...GRACIAS
BESOS

Erika Martin dijo...

Madre mía, me pasa a mi eso y me cago de miedo, que soy muy cobarde para estas cosas, Celia.
Besos

Natalia dijo...

Que cosas por favor, yo no creo en nada solo en la ciencia y es cierto que hace muchos años me paso una cosa inexplicable pero al pasar tanto tiempo pienso que sería mi imaginación no puede creer pero en el fondo se que paso indudablemente. Os quedarías de piedra. Yo también soy de Valencia ;). Un besito.

Gumer Paz dijo...

Eres la leche describiendo las situaciones. Es que lo he vivido! O_O
Un beso Celia :)

Javier dijo...

Se me han puesto los pelos de punta y eso no me pasa casi nunca con un texto. Lo has narrado de forma preciosa.

Publicar un comentario